COLPOSCOPIA BIOPSIA

La colposcopia con biopsia consiste en obtener la muestra de un tejido anormal cuando se presenta anomalías en el cuello del útero o cérvix, al realizar esto se contribuirá a que se efectúe un diagnóstico y un posible tratamiento adicional.

Se puede llevar a cabo la biopsia con colposcopia de dos modos, el primero es usando un pequeño cepillo o aro de metal para realizar el raspado de las células y obtención de la muestra. La segunda es tomando una muestra directa del tejido, la misma deberá ser del tamaño de la mitad de un grano de arroz. El instrumento de uso para la obtención de la muestra es similar a una perforadora de papel, a este método se le conoce como punzón de biopsia. En algunos casos suele causar una molestia leve.

La duración de la colposcopia con biopsia suele tener un tiempo de duración de 10 minutos. Luego de obtener la muestra, el tejido será examinado en un laboratorio y su resultado se dará en una o dos semanas. Los resultados se clasifican en normal, cuando la biopsia no indica la presencia de una célula anormal, y en anormal cuando se han detectado llagas o infecciones en el cuello uterino, vagina o a sus alrededores.

En contadas ocasiones, la biopsia efectuada en el cuello uterino puede causar un sangrado o infectarse, si ocurre esto, es necesario acudir a su médico. Los síntomas normales que suelen presentarse será la del dolor vaginal que puede durar entre uno y dos días, los flujos vaginales, presentes hasta por una semana.

Para que el cuello uterino pueda sanarse con normalidad, luego de realizada a biopsia con colposcopia, los médicos aconsejan no hacer ninguna clase de ejercicio un día después de la intervención, no tener relaciones sexuales durante una semana y no realizar lavados vaginales.